Serie: Pasajes deportivos de la posguerra (1939-1945) VII

El Ajedrez mueve piezas


Como otros deportes, el ajedrez quedó descabezado con la Guerra Civil Española, pero una vez finalizada la contienda comenzó a recuperarse de manera paulatina, pero con firmeza. Haciendo un poco de historia, hay que decir, que la Federación Catalana de Ajedrez se había fundado el 2 de agosto de 1925 y su primer presidente fue el doctor Esteban Puig Puig. Hasta el final de la Guerra Civil Española fueron doce los presidentes de la Federación Catalana de Ajedrez. Sólo las Federaciones Catalanas de Atletismo y Fútbol la superaron en número de presidentes, pero estas entidades habían sido fundadas antes que la Federación Catalana de Ajedrez, concretamente la Federación Catalana de Fútbol en 1900 y la Federación Catalana de Atletismo en 1915.

 

La actividad ajedrecística se reinició poco después de que las tropas “nacionales” entrasen en Barcelona. La primera entidad en abrir sus puertas después de la Guerra Civil Española fue el club decano, Club Ajedrez Barcelona, fundado en 1921. Poco después, en La Vanguardia, del 24 de marzo de 1939, informaba a sus lectores del reinicio de la sección de ajedrez “Con una emoción indescriptible, este cronista de Ajedrez, reanuda hoy su acostumbrada colaboración de los viernes en LA VANGUARDIA ESPAÑOLA, interrumpida durante más de treinta meses.(La Vanguardia, pág. 7, del 24 de marzo de 1939). Esta sección estaba a cargo del doctor Rey Ardid, un aragonés que se proclamó por primera vez campeón de España en 1930 y retuvo el título durante trece años. En cualquier caso, la sección de ajedrez del diario no tuvo continuidad.


La Vanguardia, pág. 7, del 24 de marzo de 1939

 Desde el punto de vista institucional, la medida más relevante llegó en octubre de 1939, cuando el Consejo Nacional de Deportes – Comité Olímpico Español, dio conocimiento de una orden de obligado cumplimiento, emanada por el Ministerio de Gobernación, donde se daba cuenta que toda actividad deportiva necesitaba el aval del delegado regional del Consejo Nacional de Deportes – Comité Olímpico Español: “En relación con la disposición dictada por el Excmo. Sr ministro de la Gobernación sobre el funcionamiento de las Sociedades Deportivas y organización de actos deportivos de toda clase, el Comité Olímpico Español – Consejo Nacional de Deportes nos ruega hagamos pública relación de las Delegaciones regionales correspondientes a Catalunya para que todas las Sociedades, Empresas y particulares relacionados con el Deporte estén debidamente orientados sobre la Delegación que puede avalar su funcionamiento estatutario y garantizar la adecuada organización de las pruebas o actos deportivos que pretendan llevar a cabo, a los efectos de la necesaria autorización gubernativa.” (La Vanguardia, pág. 7, del 17 de octubre de 1939). Se producía el nombramiento de Carlos Peig Fabregat como delegado regional de ajedrez en Cataluña. A partir de este momento, la actividad ajedrecística se incrementó y se celebró una conferencia en el Ateneu Barcelonès, “Combinaciones en el Ajedrez”, impartida por el campeón de Cataluña, Rafael Llorens; y más tarde, una exposición de libros de ajedrez, organizada por la Diputación de Barcelona, en la Biblioteca Central “Habiendo despertado extraordinario interés la Exposición bibliográfica de ajedrez instalada en la Biblioteca Central, a petición del público ha sido ampliado el periodo  en que había de permanecer abierta hasta el sábado día 13 … (La Vanguardia, pág. 4, del 5 de abril de 1940). Esta exposición se pudo realizar gracias a la donación efectuada por Mercedes Borrell, viuda de José Paluzie y Lucena, jugador, problemista y autor de “Manual de ajedrez para uso de los principiantes”, publicación que fue un gran éxito en los países de habla hispana. “La Biblioteca Central de la Diputación se ha visto favorecida con un importante donativo de libros de ajedrez, efectuando por doña Mercedes Borrell, viuda de Paluzie, y sus hijos don Antonio, don Jesús y doña Mercedes Paluzie Borrell. Este donativo consta de 436 obras de ajedrez, escritas en muy diferentes épocas e idiomas, las cuales constituyen la biblioteca especializada de don José Paluzie y Lucena.(La Vanguardia, pág. 4, del 9 de marzo de 1940).

 

Si bien, el Club Ajedrez Barcelona ya había iniciado su actividad con la organización de campeonatos sociales, el resto de entidades no lo haría hasta marzo de 1940, coincidiendo con el regreso de la sección de Ajedrez en las páginas de El Mundo Deportivo. Esta sección debutó informando del regreso del “deporte intelectual” y aparecía los miércoles, viernes y domingos. En la misma noticia se daba cuenta del nombramiento del murciano, afincado en Huelva, Manuel Fernández Balbuena como presidente de la Federación Española de Ajedrez, cuyo cargo ocupaba desde 1935; y la confirmación en el cargo de Carlos Peig al frente de la Federación Catalana de Ajedrez. En la junta directiva, acompañaban a Carlos Peig, Francesc Armengol, vicepresidente; Agustín Montserrat, secretario; Romà Llorenç Mach, vicesecretario; y Ramón Martí Aparici, tesorero. También se informaba de los clubes que funcionaban con una comisión gestora. En el caso de Barcelona eran el Club Ajedrez Barcelona, presidido por José O. Humet; el Club Graciense de Ajedrez, presidido por Luis Munné; la Unión Ajedrecista de Gracia, presidido por Juan Piqué; la sección de ajedrez del Ateneo de San Gervasio, presidido por Luis de Val Lucía; y el Club Ajedrez del Gran Café Español, presidido por José Vicente Tarifa. (El Mundo Deportivo, pág. 3, del 8 de marzo de 1940). Días después, se añadían a la lista de Barcelona los clubes: Club Ajedrez Palma, Ajedrez Condal Club, Juventud Ajedrecística de San Andrés, la Cooperativa de Tejedores a mano y la sección de Ajedrez del Ateneo Colón. (El Mundo Deportivo, pág. 3, del 20 de marzo de 1940), y la sección de la Unión Atlética Graciense. (El Mundo Deportivo, pág. 3, del 3 de abril de 1940). El 29 de marzo de 1940, la Sociedad Española de Problemistas de Ajedrez, con sede en el Pasaje Mulet, núm. 20, de Barcelona, reanudó su colaboración con El Mundo Deportivo, fue interrumpida por la Guerra Civil Española, y publicó su primer problema. La solución se presentó dos semanas más tarde. (El Mundo Deportivo, pág. 3, del 12 abril de 1940).


El Mundo Deportivo, pág. 3, del 12 abril de 1940

En el pasado, como en la actualidad, son muchos los aficionados al ajedrez que siguen semanalmente este tipo de problemas. La Sociedad Española de Problemistas de Ajedrez fue fundada en 1935 por Antonio F. Arguelles y aún hoy en día sigue estando operativa. A estos problemas se añadieron el análisis de partidas con la firma de personas de reconocido prestigio, como es el caso del holandés Max Euwe, campeón del mundo entre 1935 y 1937. La relación entre El Mundo Deportivo y la Federación Catalana de Ajedrez era muy estrecha, hasta el punto que en la redacción del diario se organizaron desde una Fiesta del Ajedrez, con la participación de Manuel de Agustín en la modalidad de ajedrez a la ciega, disciplina que se juega sin mirar el tablero y utilizando notación algebraica, hasta una asamblea de la Federación Catalana de Ajedrez.

 

*Para más información de los inicios del ajedrez en Barcelona y Cataluña recomendamos consultar el interesante artículo Gestación y Desarrollo de la Federación Catalana de Ajedrez de Ricardo Guinart, y publicado en el Boletín de la Federación Catalana de Ajedrez en diciembre de 1975.


Julio Pernas



Fuentes:

 

Guinart, Ricardo (1975). “Gestación y Desarrollo de la Federación Catalana de Ajedrez”. Boletín Federación Catalana de Ajedrez, n. 47 (diciembre), pág. 2-5. http://www.historiadelajedrezespanol.es/revistas/FCE/Boletin_FCA_1975-12_N_47.pdf [Consulta: 4 de mayo de 2020].


Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Hace 70 años... I Gran Premio de España de Automovilismo, prueba puntuable para el Campeonato del Mundo de Fórmula 1 (1951)

Instalaciones Desaparecidas:

Antònia Yáñez, una guanyadora pionera

VII Campeonato del Mundo de Hockey sobre patines (1951)

El enigmático Cobi de la azotea del Palau Güell